News

Fábricas de software locales ya superan los 2.500 ingenieros.

06 de Marzo del 2018

Oferta de desarrollo de soluciones corporativas se mantiene dinámica este año a pesar del ruido político y la desaceleración de la actividad económica.

El 2017 no fue un buen año para quienes venden hardware en el país, pero para quienes comercializan servicios y ofrecen el desarrollo de software a la medida, la demanda no decayó sino que se mantuvo y se mantendrá al alza.

Así lo estima Jorge Abanto Vargas, gerente de desarrollo de Avances Tecnológicos, quien acepta que aun cuando el 2017 fue "un poco duro", igual se pudo mantener un ritmo positivo de crecimiento.

Mientras que en el 2017 la importación de hardware registró una caída de alrededor del 12%, la demanda de servicios, sobre todo ligados al cloud, tuvo una curva ascendente, corroboró Fernando Grados, director de DN Consultores.

EN EL PAÍS EXISTEN UNAS 60 FÁBRICAS DE CREACIÓN DE SOFTWARE. LA MAYORÍA PRODUCE PARA ATENDER LA OFERTA LOCAL. LAS EXPORTACIONES SOLO REPRESENTAN UN 6% DE LO FACTURADO.

Nosotros, añadió Abanto, hemos crecido 8% el 2017 y este año esperamos incluso crecer un 10%, porque vemos en el mercado corporativo mayor demanda de nuevas soluciones que los ayuden a optimizar procesos.

A pesar del ruido político y la desaceleración de la economía, agregó, tendremos sobretodo mayores requerimientos del sector minero, el cual ha reactivado sus presupuestos gracias a un mejor precio internacional de los metales.

En la industria y la banca, añadió, la necesidad de adaptarse a la transformación digital los lleva a buscar nuevas soluciones para poder ser competitivos. "No se pueden dar el lujo de parar, porque sin innovación constante no se subsiste", remarcó.

OFERTA LOCAL

Abanto comentó que, si bien los grandes jugadores globales tienen una gran cuota de mercado, la oferta producida en el país no ha perdido fuerza, sino que se sigue expandiendo.

Cuando llegaron los grandes líderes en el desarrollo de software a montar sucursales en el país, apenas diez años atrás, se temió que los fabricantes peruanos se debilitaran, pero eso no ha ocurrido. Según Abanto, se mantienen al menos cinco grandes fabricantes locales de peso (con más de 50 ingenieros) quienes brindan servicios capaces de competir con la oferta de marca internacional.

EL DESARROLLADOR DE SOFTWARE PERUANO SIGUE SIENDO MÁS ECONÓMICO QUE LA MEDIA. AQUÍ EL PROMEDIO ESTÁ ENTRE US$30 Y US$50, MIENTRAS QUE EN EL EXTERIOR ESTÁ ENTRE US$80 Y US$100, REFIRIÓ ABANTO.

Hoy en el país, además de las decenas de emprendimientos (startups) que se vienen multiplicando, tenemos al menos cinco fábricas grandes de capital peruano y otros cinco grandes jugadores globales (desde IBM hasta la hindú Tata Consulting) que emplean ingenieros peruanos para atender la demanda local y extranjera. Entre todos ya se superó los 2.500 ingenieros peruanos dedicados al desarrollo de software y la cifra podría seguir elevándose en los próximos años.

Abanto agrega que en el caso de su empresa están apuntando a innovar aplicando herramientas de Machine Learning, tal como ya hacen aquí algunos grandes jugadores globales. Además, dijo, planean expandirse fuera del Perú. Desde el año pasado, refirió, están buscando socios en Colombia, Chile y Brasil para atender dichos mercados desde acá.

Fuente: Diario “El Comercio”